¿Estás Locus?…sí, evidentemente sí, pero..¿de control interno o externo?.

Locus!!!

 

Si, aunque no lo creas todos estamos, o mas bien somos, Locus!!!, pero ¿de qué tipo eres tú?, Locus de Control Interno o Externo.

Si eres de los que piensa que todo lo que le ocurre en la vida no es responsabilidad suya, es decir no pueden hacer nada para cambiarlo, entonces eres un Locus de Control Externo. Percibes tu vida como algo ajeno a tu voluntad. Tu vida viene marcada por las circunstancias, el azar, el destino, tu familia, tus amigos, tu trabajo, tus compañeros, etc, etc, etc… Crees en la mala y buena suerte, que esta es la vida que te ha tocado vivir y poco o nada puedes hacer para cambiarla. Dices que ojalá hubieses nacido en una familia rica o con los genes de Brad Pitt/Scarlett Johansson. Echas la culpa de tu vida al gobierno, al tiempo, a tu jefe, a que no te toca nunca la lotería, etc, etc.

Lo siento si este es tu caso y no quieres cambiar. Siéntate en el sofá, coge el mando a distancia, sigue llorando y dedicate a ver la vida pasar frente al televisor…

!Enhorabuena si eres un Locus de Control Interno!. En este caso percibes tu vida como responsabilidad exclusivamente tuya, es decir tu puedes elegir tomar un camino u otro. Casi todo lo bueno o malo que te ocurre está directamente relacionado con tus actos, decisiones, valores, gustos, etc. Este tipo de personas somos más felices porque somos protagonistas de nuestras vidas, somos más flexibles ante las adversidades y, por tanto, más optimistas. La sonrisa nos delata…

Si este es tu caso poco puedo aconsejarte porque ya eres feliz.

Evidentemente hay personalidades en los extremos de ambos tipos pero muchas en niveles intermedios. ¿Y tú?, ¿cómo eres?, piénsalo y después, si no lo has hecho ya… !toma el mando de tu vida para ser protagonista!

¿Quieres seguir aprendiendo?

Mantenemos tus datos en privado y solo los compartimos con terceros que hacen posible este servicio. Lee nuestra política de privacidad.